Carrito de compra

Centros de Monitoreo

Los Centros de Monitoreo o Centros de Control, también llamados Control Rooms, son espacios en donde una serie de operadores monitorean datos o video para reaccionar de manera inmediata ante alarmas, emergencias o eventos haciendo uso de sistemas de información para agilizar su interpretación.

Con más de 150 Centros de Monitoreo instalados en México, Centro y Sudamérica, Grupo Covix se ha convertido en el principal proveedor de estas soluciones en nuestro país.

Cada Centro de Monitoreo cuenta con al menos un Videowall en el que se despliegan señales de alta definición, cómputo y video según las necesidades del usuario. Este Video wall puede estar compuesto por videocubos o pantallas planas con la menor separación, ya sea de tecnología LED, LCD o PDP. Además de visualizar información, se puede integrar un sistema de colaboración con software especializado que logre enviar y recibir datos, video y audio entre diferentes salas, centros o videowalls. De esta manera el jefe de los operadores en un Cuarto de Control puede enviar a la Sala de Crisis señales de las cámaras que captaron un incidente. También puede enviarlo a sitios remotos que se encuentren en otros edificios u otras ciudades, y estos a su vez responder en tiempo real, todo con la compresión y encriptación que mantenga siempre la seguridad de los datos. La visualización, de la mano con la colaboración, son elementos que lograrán impactar en la operación y la funcionalidad del Centro.

Un ejemplo de Centro de Monitoreo de Seguridad es un Centro de Comando, Control, Comunicaciones y Cómputo, también llamado C4. Estos Centros pueden operar en 3 niveles: municipal, estatal y federal, y se mantienen en operación 24/7 bajo normas y procedimientos estrictos que los llevan a reducir al máximo sus tiempos de atención a emergencias. Para lograr esto se suministran equipos de altas especificaciones, tanto audiovisuales como de Seguridad Física, soportados por un equipo técnico especializado siempre dispuesto a proporcionar el mantenimiento que se requiera.